¿Nos adaptamos a los nuevos tiempos?


Pues ahí queda la pregunta y advierto que tengo opiniones a favor y en contra. Supongo que la respuesta más fácil y compartida es la de que no es comparable…

Desde luego España vive otro momento y sin ese ceremonial, dicen muchos que la monarquía de Isabel II no se podría sostener. Ya habrá tiempo para comentar las adaptaciones que está realizando el Rey Felipe VI que aprovecho para elogiar aquí. La monarquía parlamentaria debe adaptarse y la nuestra, igual que la de la mayoría de los países europeos lo está haciendo con muy buenos resultados.

En este caso parece que no somos los diferentes…

Nos seguimos leyendo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *